Angelina Jolie, Genes Supresores de Tumores y su Extrapolación al Cáncer de Próstata

En el año 2013 dos tipos de genes supresores del cáncer, se hicieron famosos por el caso de la actriz Angelina Jolie, son los BRCA1 y BRCA2. Estos genes se heredan de los padres y su presencia puede aumentar el riesgo de desarrollar cáncer hasta en un 90% al llegar a los setentas años de edad. Angelina Jolie, cuya madre fue diagnosticada con cáncer a los cuarenta y siete años y falleció a los cincuenta y seis, descubrió tenía una mutación del gen BRCA1 y su riego de desarrollar cáncer de mama fue estimado en un 87%. Para evitar el cáncer en el futuro , Angelina Jolie decidió operarse y extraerse ambos senos en  febrero del 2013.

Nueve semana después, le reconstruyen los senos con implantes. En marzo del 2015, la famosa actriz de Hollywood se sometió a una operación para extirparse los ovarios y las trompas de Falopio, en su intento por minimizar las probabilidades de sufrir cáncer, una enfermedad de la que murieron su madre, su abuela y su tía.

PRÓSTATA

En 2013 un padre de familia británico de 53 años se ha convertido en el primer hombre del mundo al que extirpan la próstata para prevenir un cáncer, después de que los médicos descubrieran que era portador del gen BRCA2, que aumenta su riesgo de desarrollar un tumor maligno, según informan los medios británicos.

Lo médicos descubrieron su predisposición cuando el paciente participaba en un ensayo del Instituto de Investigación del Cáncer de Londres, ya que contaba con parientes que habían sufrido cáncer de mama o próstata en el pasado.

Aunque los cirujanos son reacios a extirpar la próstata en un hombre sano porque puede causar infertilidad e incontinencia urinaria, después de que una muestra de tejido mostrara cambios malignos microscópicos, se siguió adelante con la histórica operación.

El cirujano Roger Kirby contó que la presencia del gen BRAC2 justifica la extirpación de la próstata en este caso. «El nivel relativamente bajo que células cancerosas que encontramos en este hombre no suele exigir una cirugía inmediata, peto teniendo en cuenta lo que sabemos sobre el BRCA2, era defintiivamente lo que teníamos que hacer en este paciente», señaló.

El doctor Kirby aseguró que el paciente está ahora «absolutamete bien» y añadió: «Estoy seguro de que más hombres portadores del gen BRCA darán este paso».

Los ensayos llevados a cabo con hombres portadores de este gen revelan que tienen 8,6 veces un riesgo mayor de desarrollar cáncer de próstata que los no portadores.

Sin embargo, los expertos españoles consultados por ABC se muestran en desacuerdo con este tipo de intervenciones. «En ningún caso la extirpación de la próstata debe ser visto como algo preventivo: solo debe hacerse en aquellos casos en los que se haya confirmado la existencia de un tumor de mucho riesgo, que afecta a los dos lóbulos de la próstata».

El Dr. Sánchez Caba coincide con la comunidad urológica internacional en que la extirpación preventiva de la próstata no esta indicada». El experto recuerda que los pacientes portadores de genes de riesgo son sometidos a controles anuales (tacto rectal , PSA) para ver si hay células tumorales. Si las hay, y hay un cáncer, entonces se somete a un tratamiento, «que no es desde luego eliminar la próstata en todos lo casos». «No es una medida profiláctica hacer una extirpación. Además de los efectos secundarios: impotencia, incontinencia, etc, y muchos efectos secundarios. Desde luego no se recomienda», concluye.

fuente foto:www.eluniverso.com

Compartir en las Redes